jueves, 28 de octubre de 2010

Frase del día


Hoy una preciosa frase de Rabindranath Tagore sobre la belleza:

"Aunque le arranques los pétalos, no quitarás su belleza a la flor".

Hay ocasiones en la vida en la que por circunstancias del destino nos pueden arrancar los pétalos y dejarnos sólo con el cáliz y el tallo. En ese momento tan duro de nuestra existencia es cuando más tenemos que tener presente que la belleza interior es la que siempre tiene que prevalecer por encima de todo. Cuando somos jóvenes, le damos demasiada importancia a nuestro exterior, pensado que siempre la belleza estará allí para acompañarnos, pensando que lo más importante que tenemos es lo que el espejo es capaz de mostrarnos cada vez que nos acercamos a él, sin darnos cuenta de que eso que vemos reflejado, es en realidad sólo el envoltorio de una preciosa alma que es capaz de radiar la más bella luz. Normalmente el paso del tiempo va dejando su huella en nuestro cuerpo y hace que éste no se muestre de la misma manera, pero también puede suceder que nos encontremos en nuestro caminar con una gran piedra que haga que en un pequeño instante, perdamos todo eso que hemos estado cultivando durante tanto tiempo. En ese momento es cuando más tenemos que tener presente que por mucho que nos puedan arrancar los pétalos, siempre nuestro tallo perdurará, con la gran belleza del alma en su interior.
Recordemos siempre, que un simple tallo, puede llegar a ser más bello que la más hermosa flor.

martes, 19 de octubre de 2010

Frase del día


Hoy una preciosa frase de Lin Yutang (escritor y filólogo chino):

"Hay dos maneras de difundir la luz... ser la lámpara que la emite, o el espejo que la refleja".

Ser lámpara que difunde luz es uno de los trabajos más bellos que puede tener un ser humano en esta Tierra. Aunque es muy duro, por todo lo que conlleva estar siempre encendido, lo que te aporta es tan gratificante, que cualquier duro esfuerzo es de sobra recompensado. Muchas veces, dado el cansancio que tenemos por estar siempre luchando, preferimos ser el espejo que refleja esa luz, pensando que así la vida será más fácil y tendremos menos problemas. Pero a la larga, siempre nos acabamos dando cuenta de que simplemente reflejar no acaba de llenar nuestra existencia, y que aunque tengamos que luchar mucho para estar siempre difundiendo luz, preferimos eso, que acabar nuestras vidas pensando que lo único que hemos sentido es el reflejo de algo que podría haber hecho que nuestra vida encontrase el verdadero camino hacia la felicidad.
Hay dos maneras de difundir la luz... ser la lámpara que la emite, o el espejo que la refleja. En nosotros está la responsabilidad de elegir la que queremos llevar a cabo en nuestra vida.

martes, 5 de octubre de 2010

Frase del día


Hoy una frase de Samuel Johnson (escritor inglés):

"Las grandes obras son hechas no con la fuerza, sino con la perseverancia".

Todos vivimos con ilusiones y sueños, con ganas de conseguir ciertos logros en esta Tierra, pero en demasiadas ocasiones no nos sentimos capacitados para poderlos conseguir. Intentamos emplearnos con todas nuestras fuerzas, pero en el momento que éstas flaquean, no volvemos a transitar por el camino de la lucha. Nos sentimos fracasados y la pena inunda nuestra alma, pensando que nunca llegaremos a ser realmente felices. Pero lo que no somos capaces de entender es que las grandes obras, los grandes proyectos de vida, las verdaderas ilusiones de nuestra alma, no se consiguen con la fuerza, sino con la perseverancia. De nada sirve que en un momento determinado pongamos toda nuestra fuerza en algo, si en el momento que podamos desfallecer lo damos por perdido. Lo más importante es continuar luchando con perseverancia, con tesón, con ganas de crear esa gran obra que nos haga sentirnos dichosos con nosotros mismos. Y si por alguna razón no consiguiéramos nuestra meta, siempre nos quedaría la gran satisfacción de haber luchado hasta quedarnos sin aliento.
Tengamos siempre claro en nuestra vida que las grandes obras no son hechas con la fuerza, sino con la perseverancia.